Sopa de Salmón

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en reddit
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
sopa de salmon

La Sopa de Salmón es ideal por mil razones, y todas diferentes. El aceite natural del Salmón se comporta como un gran saborizante para la sopa, en este caso de base de coco.

Ingredientes de la Sopa de Salmón

  • 4 filetes de salmón limpios
  • 200 gramos de fideos de arroz
  • 125 gramos de pasta de curry rojo tailandés
  • 800 mililitros de leche de coco
  • Especias al gusto

Preparación

  1. Calentamos una plancha a fuego alto, y freímos el salmón con la piel hacia abajo (primero) por unos 5-7 minutos, hasta que quede bien cocido. Se freirá con su propio aceite, no es necesario usar más.
  2. En un cazo mientras tanto, calentamos la leche de coco junto a las especias y los fideos. El punto ideal es llevarlo a ebullición.
  3. A partir de ahí, podemos cortar el salmón a nuestro gusto, y cuando sirvamos la sopa en tazones, añadir ahí los trozos. Veremos que en la superficie saldrán las gotas de la grasa del Salmón. Podemos usar patata cocida también, aunque la idea es que la sopa no quede demasiado cargada.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Resumen

Sopa de Salmón

Los fideos Udon son de los más populares en Japón y países del este de Asia. Se trata de unos tallarines largos acompañados de sésamo y de salsa de soja.

Tipo: Sopa de Salmón sin azúcar

Cocina: Sopa de Salmón Fitness sin grasa

Palabras claves: Sopa de Salmón fitness

Rendimiento de la receta: 6 Raciones

Tiempo de preparación: PT10M

Tiempo de cocinado: PT15M

Tiempo total: PT25M

Ingredientes de la receta:

  • 4 filetes de salmón limpios
  • 800 mililitros de leche de coco
  • 200 gramos de fideos de arroz
  • 125 gramos de pasta de curry rojo tailandés
  • Especias al gusto

Instrucciones de la receta: Calentamos una plancha a fuego alto, y freímos el salmón con la piel hacia abajo (primero) por unos 5-7 minutos, hasta que quede bien cocido. Se freirá con su propio aceite, no es necesario usar más. En un cazo mientras tanto, calentamos la leche de coco junto a las especias y los fideos. El punto ideal es llevarlo a ebullición. A partir de ahí, podemos cortar el salmón a nuestro gusto, y cuando sirvamos la sopa en tazones, añadir ahí los trozos. Veremos que en la superficie saldrán las gotas de la grasa del Salmón. Podemos usar patata cocida también, aunque la idea es que la sopa no quede demasiado cargada.

Puntuación del editor:
5